Bizikletak: un paseo por la gastronomía del mundo

plato-tartar-de-salmon-con-algas-y-queso-azul-de-bicicletak

Hay pocas sensaciones tan maravillosas como disfrutar de un paseo por la playa de La Concha. El mar, la gente de Donostia, sus vistas…  Y si encima te hace sol, vete corriendo a echar un décimo porque ya es tener mucha suerte. En serio, si nunca lo has hecho, no sabes lo que te estás perdiendo… Pero si te pilla un poco a desmano, muy cerquita de Moncloa hay un local que desde el pasado mes de septiembre pretende trasladarte allí sin moverte de Madrid. Bizikletak es un paseo por la gastronomía de San Sebastián, Lima, México e incluso Madrid y Barcelona. Una auténtica fusión de sabores. Es increíble que quepan tantas culturas diferentes en un local tan pequeño. Porque sí, de entrada quizás no llame especialmente la atención. Pero dentro, su oferta es deliciosa…

Se muestran tal y como son: honestos, naturales y sin artificios; desde la decoración del espacio, hasta su oferta gastronómica. Huyen de «la fritanguilla» empleando técnicas de cocinado ausentes de grasas, como elaboraciones al baño María o cocciones a baja temperatura, por ejemplo. Es decir, no utilizan el fuego como tal.

en-bicicltak-podemos-encontrar-diferentes-zonas-y-pequenos-detalles

La carta se renueva cada temporada, lo cual es genial para ir probando sabores nuevos. Los platos son en formato tapa, «tamaño XS» que decimos nosotras. Así que lo ideal es pedir para compartir. Nosotras empezamos con el huevo de corral cocinado a 65º con espuma trufada y boletus. Primero se rompe la yema y se mezclan los ingredientes. A partir de ahí, es todo un espectáculo. Sin duda, fue lo que más nos gustó: suave, muy cremoso y lleno de sabor. Repetiríamos, seguro.

huevo-escalfado-con-setas-pure-de-patata-y-cebollita-crujiente

Seguimos con algo fresquito: carpaccio de salmón con alga wakame y queso de cabra. Lo del alga es todo un descubrimiento y da un toque muy especial a cualquier plato. Los ingredientes combinan genial, así que es otro acierto.

tarta-de-salmon-con-algas-y-queso-azul-sobre-una-salsa

También probamos el ravioli relleno de rabo de toro con reducción de Pedro Ximénez. La salsa es demasiado dulce, tanto que se come al resto del plato. Creemos que con menos cantidad y dejando mayor protagonismo al ingrediente principal, podría ganar mucho. A Rica no le gustó especialmente…

raviolis-de-rabo-de-toro-con-salsa-de-foie

Y sí: otro bao. Lo sabemos, roza los límites de la obsesión. Pero juramos que lo de probar un bao en cada sitio no es adrede, es que se nos van los ojos… El de Bizikletak es de cochinita pibil y plátano. Está bueno, el puntito de rock and roll mola… La cebolla nos repitió un poco pero es lo que tiene jugársela con la Señora Cruda.

pan-bao-de-ternera-con-pepinillos-y-salsa-de-platano

Y aunque no estemos en temporada, terminamos con una torrija. Eso sí, un poco especial: torrija de coco con helado de piña. ¿Sabéis qué es lo mejor de un local pequeñito? El olor que se queda en el ambiente cuando caramelizan la capa de azúcar que lleva por encima… La acidez del helado combina genial con la suavidad de la torrija. ¡Este postre mola mucho!

torrija-de-coco-con-helado-de-pina

Todos los platos rondan los 5€ y sí, creemos que es el restaurante de barrio perfecto. Que hoy no quieres cocinar, que vas a quedar con esa amiga a la que hace tiempo que no ves, que os apetece cenar fuera pero sin iros muy lejos… Bizikletak es el sitio ideal.

Como siempre, aquí os dejamos su dirección y sus perfiles de Facebook e Instagram por si queréis darle un mordisco:

C/ Meléndez Valdés, 52

918 26 61 73

puntuacion_ricaychula-osbre-bizicletak-24

Si te has relamido leyendo este post, ¡compártelo! Muchas gracias 🙂

Rica y Chula: descubre, come, ríe.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.